'Rolling Stone': En peligro medio siglo de cultura pop

Hace 50 años la revista lanzó su primer ejemplar y ahora la línea editorial creada por Jann Wenner pasa por una encrucijada que definirá su destino en el Siglo XXI: cambiar su concepto o desaparecer para siempre de los kioscos

 

CIUDAD DE MÉXICO.

 

Justo hoy la revista Rolling Stone lanzó su primer ejemplar hace medio siglo y a 50 años de su publicación la marca de la cultura pop, creada por Jann Wenner, pasa por una encrucijadad que definirá su destino en el Siglo XXI: cambiar su concepto o desaparecer para siempre de los kioscos.

 

El 9 de noviembre de 1967, Wenner, de entonces 21 años, desde un loft en San Francisco, California, revolucionó el mundo editorial con una publicación, a precio de 35 centavos, en cuya portada ostentaba al ex beatle John Lennon en una trinchera, una imagen tomada en Almería durante el rodaje de la película How I Won The War (Cómo gané la Guerra).

 

Su nombre era una obvia referencia a una sagrada trinidad del rock: la canción de bluesman Muddy WatersRollin ‘Stone, el himno generacional de Bob Dylan Like a Rolling Stone  y la incombustible banda británica The Rolling Stones.

 

"Rolling Stone pretendía ser una combinación de un periódico y una revista. De hecho, las primeras tres ediciones se asemejan más a un periódico que a la brillante revista con la que finalmente se convierte", dijo su fundador.

 

Por sus páginas han desfilado prestigiadas plumas como Hunter S. Thompson,Tom WolfeLester Bangs y Cameron Crowe, éste último convertido en cineasta y cuyas experiencias fueron llevadas al cine en su película Almost Famous (Casi Famosos) de 2000.

 

Sin olvidar a sus prestigiosos fotógrafos, como Baron WolmanMark Seliger,Charles GatewoodHerb Ritts, David LaChapelle y Annie Leibovitz, creadores de memorables portadas por donde han pasado desde rockstars, ídolos del pop, estrellas de cine o de televisión hasta presidentes como Barack Obama o el Papa Francisco.

 

 

EL ROCK NO TIENE LA CULPA

 

Media centuria después del lanzamiento del primer número de Rolling Stone, su fundador, Jann Wenner, ha decidido poner a la venta su participación del 51% de las acciones.

 

La publicación, considerada como un referente de periodismo y la cultura pop sufrió hace tres años una gran caída en ventas, luego de que se publicara una supuesta violación en la Universidad de Virgina que luego resultó ser falsa y por la cual tuvo que pagar tres millones de dólares y además perder lo más valioso que posee un medio de comunicación: su credibilidad.

 

Su presencia en el Siglo XXI se mantiene en la expectativa mientras Wenner aún sigue fúrico con el escritor Joe Hagan, quien publicó su biografía no aurorizada, Sticky Fingers: The Life And Time, que ha generado polémico al difundir el mundo de drogas de Wenner, sus tríos amrosos, con la mismísima Leibovitz y con Mick Jagger, mucho antes de que el editor se declara gay en 1995.

 

 

Excélsior/Enlace Radial, 09-11-17

 

Suscribirse a este canal RSS